La temperatura se mide por la mañana, en la cama, inmediatamente después de despertarse.

Antes de bajar de la cama, antes de hablar, antes de hacer cualquier otra cosa.

En el caso en el cual utiliza un termómetro de mercurio, debe ponerlo a cero, agitándolo la noche anterior.

Cualquier actividad después de despertarse por la mañana influenciaría y modificaría directamente la temperatura. Por esta razón, es importante efectuar la medición inmediatamente después de despertarse.

¿Qué tipo de termómetro?

Broda Barnes utilizó para su método, un termómetro de mercurio, al que dejó durante 10 minutos, en la axila.  “Pero, ha indicado que la precisión se correspondió con la medición oral sublingual.”

En el sentido de las informaciones ofrecidas por Janie A. Bowthorpe, incluso los pacientes constataron que un termómetro de mercurio, a diferencia de la mayoría de los termómetros digitales, ofrecen resultados más exactos de la medición.

Personalmente, he utilizado un termómetro normal de batería y he efectuado la medición a nivel sublingual.

¿Dónde y cómo se efectúa la medición?

El termómetro se debe colocar muy adentro, debajo de la lengua y con la boca bien cerrada.

Constaté que es importante continuar la medición incluso después de la señal de advertencia acústica. Como mínimo 3 minutos, dado que la medición de la temperatura no queda evidentemente finalizada después de la señal acústica.

Según Broda Barnes, los hombres pueden medir su temperatura a diario.

Lo mismo ocurre en el caso de las mujeres afectadas por la menopausia, respectivamente sin menstruación, ella pudiendo efectuar las mediciones también a diario.

Las mujeres no menopáusicas y que tienen  menstruación, deben, según Broda Barnes, efectuar la medición en el día 2 y 3 de la menstruación.

Aun así, me di cuenta personalmente que los primeros 4-5 días de la nueva regla, lo que significa desde el momento de la menstruación, pueden emplearse para efectuar una medición relativamente viable.

Yo personalmente considero que es útil que usted apunte la temperatura medida en su caso, durante varios días, para disponer así de una mejor visión de conjunto sobre esta situación.

Valoración de los valores de temperatura

En el sentido de las informaciones ofrecidas por Broda Barnes, una temperatura inferior a los 36,6°C, medida a nivel de las axilas o en la boca, constituye el indicio para la presencia de un hipotiroidismo.

Una temperatura normal, saludable al despertar debe situarse, según Broda Barnes, entre los 97,8 y 98,2 grados Fahrenheit, respectivamente los 36,6°C y 36,8°C.

Según indicaciones proporcionadas por Broda Barnes, una temperatura superior a los 98,2 grados Fahrenheit, lo que significa superior a los 36,8°C en la primera mitad del ciclo, constituye un indicio de una hiperfunción de la glándula tiroides.

Le rogamos tenga en cuenta el siguiente aspecto: en la segunda mitad del ciclo menstrual, después de la ovulación, la temperatura al despertar, en el caso de las mujeres, asociada con la hormona progesterona, puede levemente  subir a los 37°C o incluso por encima de este valor.

Adicionalmente, la temperatura puede bajar algo más que de costumbre, poco antes de la ovulación, debido al alto nivel de estrógeno.

Por esta razón, es tan importante que una mujer mida su temperatura al despertar y solo en los primeros días del ciclo menstrual.

También observé que, por ejemplo, la administración de analgésicos, otros medicamentos o el consumo de alcohol en la noche anterior, puede distorsionar el valor real de la temperatura. Las enfermedades, la fiebre o la insuficiencia extrema del sueño influyen también en la temperatura.

Ficha informativa para imprimir y registrar la temperatura: Tabla para descargar

Fuentes:
“Hypothyroidism: The Unsuspected Illness” von Broda O. Barnes, M.D. und Lawrence Galton, “Stop the Thyroid Madness” von Janie A. Bowthorpe

Etiquetas: #Broda Barnes #hipotiroidismo #NDT #temperatura basal #hormona tiroidea #glándula tiroides #tiroiditis de Hashimoto #natural #niños #síntomas #tratamiento